Resolución sobre : la atención a los alumnos con dificultades educativas

El 7° Congreso Mundial de la Internacional de la Educación, reunido en Ottawa del 21 al 26 de julio de 2015:

 

1. Recuerda la importancia de una educación de calidad para construir el futuro (documento político de 2011 y campaña de 2013);

 

2. Promueve la necesidad de una educación inclusiva y la prestación de servicios adecuados adaptados a las necesidades de los niños que experimentan dificultades;

 

3. Promueve una mejora de la calidad de la educación, que debe ir acompañada de docentes formados;

 

4. Constata que los programas ambiciosos (EPT y objetivos de 2015) han permitido aumentar considerablemente el número de niños escolarizados en el marco de la enseñanza preescolar y primaria;

 

5. Constata que un mayor número de docentes y mejor capacitados, así como un alumnado más reducido, constituyen una palanca para que los alumnos obtengan mejores resultados;

 

6. Afirma que el número de alumnos escolarizados y la duración de la escolarización no deben conducir a subestimar otro aspecto, el de su éxito escolar;

 

7. Afirma que es preciso preocuparse asimismo de los alumnos que se enfrentan a dificultades educativas, porque su trayectoria escolar los expone a muchos obstáculos;

 

8. Se preocupa por el número de alumnos que abandonan la escuela tras varios años de escolarización y que no dominan las competencias que les permiten comunicar, ser autónomos y proseguir la enseñanza secundaria en buenas condiciones…

 

9. Considera que, en algunos países, la medicalización a ultranza de estas dificultades no es una buena solución, ya que presenta el riesgo de encerrar a los niños en su trastorno y no está al alcance de todas las familias;

 

El 7° Congreso Mundial decide que la IE:

 

10. Organice iniciativas (seminarios, conferencias, divulgación de trabajos de investigación...) a distintos niveles (mundial, regional) para identificar los dispositivos de prevención de la dificultad educativa y las modalidades de subsanar la dificultad educativa, con el fin de que ésta no se instale de manera definitiva;

 

11. Se apoye en los objetivos de la educación a partir de 2015 para llevar a buen término esta resolución;

 

12. Incite a sus afiliadas a pedir a su gobierno:

a. que actúe para que los dispositivos de prevención y subsanación se apliquen en todas las escuelas;

b. que forme a los docentes para que reconozcan estas dificultades educativas lo más pronto posible y adopten todas las ayudas a su disposición;

c. que forme a docentes especializados, con capacidad para intervenir cuando las dificultades son demasiado importantes para ser resueltas por el docente de la clase.

Comparte esta página