Resolución sobre: LA RELACIÓN ENTRE LA TECNOLOGÍA DE LA INFORMACIÓN Y LA COMUNICACIÓN, LA POLÍTICA DOCENTE Y EL APRENDIZAJE DEL ESTUDIANTE

El 8° Congreso Mundial de la Internacional de la Educación (IE), reunido en Bangkok, Tailandia, del 21 al 26 de julio de 2019:

 

(1) El Congreso expresa su profunda preocupación por:

(i) Los intentos por parte de los proveedores privados de tecnología educativa de imponer programas genéricos para el aprendizaje en las escuelas e instituciones de educación superior e investigación y de introducir sustitutos baratos para el personal docente, como los cursos en línea masivos y abiertos (MOOC);

(ii) El desarrollo y la promoción por parte de las empresas de tecnología de la Inteligencia Artificial (IA), incluida la vigilancia de 24 horas, como sustituto de la intervención humana en la pedagogía, la investigación y las aptitudes para la vida, así como la introducción de polaridades binarias en el conocimiento humano que lo polarizan, como el aprendizaje automático;

(iii) La creciente recopilación y manipulación de macrodatos por parte de las empresas de tecnología privadas para evaluar a los estudiantes y al profesorado y minar la privacidad;

(iv) Las pruebas de que un uso excesivo de la tecnología perjudica el bienestar del estudiante;

(v) El aumento exponencial del ciberacoso a estudiantes y docentes a través de las redes sociales;

(vi) Las pruebas que demuestran que existe poca relación entre simplemente introducir tecnologías de aprendizaje y mejorar el aprendizaje del estudiante.

(2) El Congreso reconoce:

(i) Las oportunidades que ofrecen las TIC para mejorar la calidad del aprendizaje y el potencial de las TIC para enriquecer las actividades educativas y las comunicaciones entre las instituciones educativas, los educadores y los alumnos, tal como se establece en el Protocolo internacional de la IE sobre el uso de la tecnología de la información y la comunicación;

(ii) La importancia de la conciencia digital, la alfabetización digital y la ciudadanía digital;

(iii) El papel fundamental del personal docente y otros educadores a la hora de evaluar y decidir sobre el uso apropiado de las TIC en la enseñanza y el aprendizaje;

(iv) El papel central del personal docente y otros educadores a la hora de generar innovación en las escuelas, entre las escuelas y en las comunidades educativas locales y nacionales;

(v) La necesidad de que el personal docente de diferentes países comparta espacios profesionales seguros donde explorar y desarrollar los mejores programas y buenas prácticas en materia de TIC;

(vi) Las repercusiones de la igualdad de acceso a las TIC por parte del conjunto estudiantil y el personal docente;

(vii) La necesidad fundamental del personal docente y otros educadores de recibir y disponer de una formación y desarrollo profesionales en materia de TIC;

(viii) El potencial de las TIC para reducir la carga de trabajo del personal docente y otros educadores.

(3) El Congreso encomienda al Consejo Ejecutivo:

(i) Apoyar a las organizaciones miembro en su compromiso con las cuestiones abordadas en esta resolución;

(ii) Consultar a las organizaciones miembro en torno al desarrollo de directrices marco sobre el uso de la tecnología en la educación;

(iii) Entretanto, revisar su Protocolo internacional sobre el uso de la recopilación de datos y el desarrollo de la tecnología de la información y la comunicación en la educación como la imagen pública de la IE respecto de las TIC; y

(iv) Junto con las organizaciones miembro, identificar estrategias de campaña para oponerse a un uso inapropiado de las tecnologías. Ello incluiría el papel central del personal docente y otros educadores en la decisión de qué, cómo y cuándo las tecnologías deberían utilizarse en la educación y en el desarrollo de nuevas plataformas digitales democráticas, programas de código abierto y recursos educativos abiertos.

Comparte esta página